En medio de esta crisis sanitaria global provocada por el COVID-19, la industria musical está trabajando noche y día para mover o salvar todos los eventos futuros. En medio de infinitas cancelaciones, Primavera Sound acaba de anunciar que ha llegado a un acuerdo para trasladar la celebración del evento a las fechas del 26 al 30 de agosto. Un movimiento que ha tenido en cuenta las restricciones actuales para la  celebración de eventos así como de libre circulación de personas. En coordinación con la Generalitat de Catalunya, los ayuntamientos de Barcelona y Sant Adrià de Besòs así como de los principales patrocinadores y colaboradores, la nueva fecha es una realidad

En relación a las entradas, el propio festival declara “Las entradas ya adquiridas para Primavera Sound Barcelona 2020 seguirán siendo válidas para las nuevas fechas. Tras el cese de la declaración del estado de alarma decretado por el Gobierno de España así como de sus posibles prórrogas, ampliaremos esta información y se reactivará la venta de entradas. Por otro lado, en breve también ofreceremos más detalles acerca de NOS Primavera Sound Porto 2020. Os agradecemos enormemente vuestra paciencia y comprensión ante esta situación excepcional.”

Ahora solo queda esperar y desear que esta crisis toque a su fin cuanto antes y todos podamos recuperar nuestras vidas.